Comentario al Evangelio del Domingo 15 de Julio.

“En aquel tiempo, llamó Jesús a los Doce y los fue enviando de dos en dos, dándoles autoridad sobre los espíritus inmundos. Les encargó que llevaran para el camino un bastón y nada más, pero ni pan, ni alforja, ni dinero suelto en la faja; que llevasen sandalias, pero no una túnica de repuesto.

Y añadió: «Quedaos en la casa donde entréis, hasta que os vayáis de aquel sitio. Y si un lugar no os recibe ni os escucha, al marcharos sacudíos el polvo de los pies, para probar su culpa».

Ellos salieron a predicar la conversión, echaban muchos demonios, ungían con aceite a muchos enfermos y los curaban”.

Este Evangelio es un eco fresco para cualquier franciscno, pues nos recuerda a Francisco de Asís escuchándolo en la Porciúncula con tal devoción, que fue para él verdadera Palabra viva.

Francisco lo escuchó con el oido del corazón y comenzó a vivirlo tal como Jesús le estaba hablando, en aquellos momentos, directamente a su corazón a través del Evangelio del día.

En este pasaje bíblico, el centro de la acción es Jesús mismo. Todo nace de Él y su Palabra es engendradora, es decir, es Gracia y como tal lleva en Sí misma la acción del Espíritu Santo. Por tanto, como decía Orígenes, la Palabra de Dios “respira”, “transpira” e “Inspira” el Espíritu de Jesús.

El Evangelio de hoy tiene un significado especial, pues es la llamada que Jesús nos renueva constantemente para que seamos sus discípulos. Es una llamada trascendente de ayer, hoy y de siempre, hasta el final de los tiempos, (Hb 13,8 ), para que seamos instrumentos suyos en el mundo.

Todo este pasaje está cargado de un extraordinario significado, pero nosotros nos centraremos, especialmente, en el poder ( exousia ), que Jesús les confiere, para ejercer elministerio, la providencia como condición y los signos que acompañan en el ejercicio de dicho ministerio.

El Maestro, según nos enseñará san Juan, es el modelo absoluto de todo. No hay virtud, signo, carisma o gracia que el creyente pueda ejercer, sin que antes no haya sido manifestado por Jesús. Por ello, Él, que es quien tiene el “poder de entregar la vida y recobrarla”, es el que nos dará el “poder” para que nuestra palabra lleve toda la “autoridad”, (espíritu), que necesita para que se encarne en los oyentes y los carismas necesarios para que sean “signo y alegoría” de Él mismo. Nos dirá, más adelante, en su despedida, que ” a todos los que crean, les acompañarán estos signos…”. ( Mc 16, 17 ).

En este pasaje, el evangelista Marcos, recoge la enseñanza del Maestro y nos interpela a que la encarnemos para que lo que fue, en la primera época de las Comunidades Cristianas, lo siga siendo ahora. No es algo para los primeros criptocristianos sino para los creyentes: “A los que crean…”.

Si tenemos que establecer un íter de este Evangelio, yo lo establecería en tres perícopas casi dogmáticas, si queremos ser uno de estos “doce” que son instrumento evangelizador del Señor.

En primer lugar, como en el Génesis, con la llamada de Jesús (Palabra) somos engendrados y conferidos de la autoridad “exousia” que necesitamos, para el ministerio al que se nos llama. En segundo lugar, se exige una condición, la “providencia” completa y confianza plena en Jesús, que es el que Nos ha llamado: “Les ordenó que nada tomasen para el camino…”. Dios nos proveerá de lo que necesitemos para el trabajo que realicemos para el Reino. Y, en tercer lugar, vienen los signos que acompañan a la predicación y llamada a la conversión: “predicaron que se conviertieran, expulsaban muchos demonios, ungían con aceite a muchos enfermos y los curaban”.

Dispongámonos a la escucha, confiemos en Su providencia y acojamos los carismas para ser verdaderos instrumentos (signos) de Jesús hoy.

Leone.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>